Nos visitan del mundo

Noticias

Loading...

domingo, 30 de mayo de 2010

Programas de la Oposición.

Programa del Partido Revolucionario Institucional, centro derecha mexicana (3 y último)

Programa económico

En México existe una cierta nostalgia por el tiempo del PRI. La propaganda panista que ataca con la cantaleta de los 70 años de "dictadura" del PRI suele tener cada vez menos efectos en la medida en que la propia ineptitud y prepotencia del PAN han mostrado las bellezas del autoritarismo panista.
Por ello el PRI mismo en lugar de reconocer que en el pasado fue autoritario y corrupto, interpela al PAN con una verdad, nosotros éramos corruptos pero al menos salpicábamos (1), lo cuál es una verdad a medias, pero que es cierta en relación al PAN, que no es populista, es gandalla, porque ellos se quedan todo, por eso reza en la conciencia popular que están estreñidos.
La población esta cansada del gobierno de derecha y cree las maldades que se dicen de la izquierda. Pero en esta nostalgia por el PRI han olvidado varias cosas:
  • El PRI repartía en periodo electoral, pero posteriormente se lo cobraba con creces a la población, mediante aumento de impuestos reducción del gasto social, etc. El PRI aprobó la elevación del IVA del 10 al 15 % en periodo de Zedillo y sus políticos llegaban pobres y se volvían millonarios, lo cuál nos indica que la repartida no fue gratuita.
  • El PRI dejó de ser lo que fue en la era de Echeverría y López Portillo, su tendencia dominante es el neoliberalismo, por lo que la política económica no variará un ápice.
  • Regresarle el poder al PRI y su carro completo, es como tirarse una piedra en los pies, desarmaría las posibilidades de revertir la respuesta ciudadana a las imposiciones por medio de que otros partidos asuman  el rechazo.
La reciente reunión del Foro organizado por Enrique Peña Nieto en materia económica reunió a los ex-secretarios de Hacienda Pedro Aspe Armella (Periodo salinista), Guillermo Ortiz Martínez (Periodo Zedillo) y Francisco Gil Díaz (Periodo de Vicente Fox Quezada).
La señal es clara, el gobierno de Peña Nieto no variará un ápice la política económica que resultado un desastre para los mexicanos, sino por el contrario la reforzará. Todos estos economistas neoliberales se oponen a los señalamientos de varios de los Premio Nobel de Economía en relación con México. Lo grave es que no habrá ningún cambio con Peña Nieto, y lo peor es que van por más.

Rematará el petróleo.

Los tres ministros de hacienda fueron claros, hay que rematar el petróleo y las empresas petroleras antes de que se acabe el petróleo.

Aspe afirmó: " "tenemos una muy mala organización, una empresa con estándares de productividad muy por debajo del mundo. Hay cosas que hace mejor la IP que el Gobierno".

Esto marca toda la intención de que el PRI en el gobierno rematará PEMEX y se lo entregará a manos privadas, lo que quiso hacer el PAN, pero no pudo.

Socializar las pérdidas y privatizar las

ganancias


Pedro Aspe Armella, Secretario de Hacienda en el periodo salinista.
Recordemos que en el periodo salinista el gobierno dio en concesión las carreteras a particulares, lo mismo que vendió los bancos a la Iniciativa Privada, ese dogma neoliberal de que "Hay cosas que hace mejor la IP que el gobierno" se reflejó en los resultados de una pésima administración de las carreteras y de los bancos en ese periodo. Carreteras y bancos en México terminaron quebrando en las manos de los particulares amigos de Pedro Aspe y Carlos Salinas. En ambos casos, durante el periodo de Ernesto Zadillo el gobierno debió intervenir en estas quiebras para regalarles a los banqueros millones de pesos en lo que eufemísticamente los neoliberales llaman rescates. El rescate carretero envió miles de millones de pesos del erario a manos privadas.

El rescate bancario fue el peor desastre económico y financiero del país en más de dos décadas. No sólo endeudaron al país con una deuda de muchas generaciones, entregaron los bancos a los gringos y a los españoles a precio de remate. El responsable de estas acciones dijo en la conferencia:

"Tenemos un grave problema energético en México, el petróleo fácil se agotó. El Gobierno gasta poco y mal [...] Los de Petrobras vinieron a aprender cómo no hacer las cosas"

PETROBRAS vino a aprender como no se debe descapitalizar una empresa como PEMEX que ha servido de caja chica del gobierno desde la administración de Zedillo, prolongando esta situación a los regímenes panistas actuales.
Ortíz mismo es el responsable de pactar junto al ex-Presidente Zedillo la elevación artificial de las tasas de interés para que el préstamo que otorgó la administración Clinton pudiera ganar  una millonaria suma en corto tiempo y a altísimas tasas. Saquearon al país, al mismo tiempo de que diseñaron el FOBAPROA que regaló el dinero a los banqueros a costa del erario. A diferencia de Obama, que recuperó las acciones de los bancos, la escandalosa actuación de Ortíz y Zedillo fue que se los dio sin que hubiera nada a cambio.
Francisco Gil Díaz en su intervención dijo que "Tenemos que romper tabúes, no podemos condenarnos a la ineficiencia", esos tabúes es que se permita que sus socios, las empresas saqueadoras de PEMEX en su periodo, a través de contratos y concesiones, se vuelvan sus propietarios. Eso significa exactamente "romper con los tabúes"

Con el cambio de gobierno al PRI, en el caso de Peña Nieto, la cosa no variará.

El PRI, después de esta intervención de sus expertos en desarrollo sustentable, no variará nada la política económica mexicana. Persistirá el plan económico, probablemente con la fuerza en el Congreso, pues aspiran al carro lleno, elevarán los impuestos como lo tenía previsto el PAN, modificarán la Ley laboral dejando en total desprotección a los trabajadores, rematará PEMEX a sus cuates en manos privadas, permitirán el monopolio televisivo y su control sobre el espectro radiofónico y de trasmisiones electrónicas. Con el poder económico de su lado, es probable que el PRI reconstruya su poderío político hasta regresar al régimen de partido hegemónico.

La ruptura pondría fin a la transición democrática mexicana con el regreso del PRI como partido hegemónico.

-------------------------------------

(1) Salpicar en el lenguaje de la política mexicano, quiere decir que repartían lo que se llevaban, el PRI establecía sistemas de clientelas que repartía entre sus correligionarios y poblaciones para atraérselas.

sábado, 22 de mayo de 2010

Programas de la Oposición

Programa del Partido Revolucionario Institucional, centro derecha mexicana.(2)

Programa político

En México se abusa mucho del sentido común de la gente para calificar una agrupación política que no es la misma del periodo cardenista o pos revolucionario, como tampoco es demasiado alejada de lo que practica el actual gobierno, el Neoliberalismo.

PRI y PAN se han aliado para imponer al pueblo de México cosas contrarias al interés público y popular como la reforma a las pensiones, la subrogación de guarderías que causaron la muerte de niños en Sonora, el golpe a la Compañía de Luz y Fuerza para apropiarse de la red de fibra óptica para los intereses de los grupos privados ligados al Secretario del Trabajo.

El último pacto político de los priístas fue un escándalo. Firmaron en gobernación (ministerio del interior) un acuerdo para elevar los impuestos a los contribuyentes (1) a cambio de que el partido en el gobierno no celebrara alianzas electorales en la siguiente coyuntura, con la izquierda.

A pesar de que el PRI no le ha mostrado a la población de manera suficiente y clara que ha cambiado su autoritarismo y sus intentos hegemónicos del pasado, el hartazgo de la ineptitud panista ha sido suficiente para que el PRI se re posicione en las elecciones recientes y se enfile a retomar el poder de nuevo en el 2012. El PRI nadó de muerto en el 2006 avalando la elección ilegítima de Felipe Calderón, para evitar que se procesara a 2 gobernadores con evidentes señales de violación de derechos humanos y prepotencia.

Con la sombra de un pasado en la que a pesar del autoritarismo hubo crecimiento económico, a la población se le ha olvidado que dicho crecimiento no existió en las generaciones actuales de priístas, pues los que están son precisamente los que propiciaron la debacle. Y la propiciaron porque tienen las mismas ideas del panismo. Al panismo se le puede acusar incluso de parecer demasiado priísta

Es en esta situación que se enfila como candidato a la presidencia, mejor posicionado, el Lic. Enrique Peña Nieto.

Angélica Rivera (actriz) y Peña Nieto (gobernador)Enrique Peña Nieto es miembro del grupo Atlacomulco, uno de los grupos poderosos del priísmo.

Estudió en la Universidad Panamericana, escuela del Opus Dei y ha guardado una estrecha relación con la Iglesia católica mexicana. Pidió al Papa Benedicto XVI que bendijera su relación con Angélica Rivera, conocida actriz de telenovelas.

En México a los hijos de la élite adinerada se les denomina yupies, Peña Nieto es sin lugar a duda uno de ellos. Abogado en derecho, se formó en la escuela más conservadora de México, destinada a los hijos de la élite.

En la siguiente entrega nos encargaremos del programa económico de Peña Nieto. En términos políticos nos ha mostrado un gran compromiso con grupos poderosos del Estado de México, dónde gobierna y del monopolio de televisión nacional que controla los medios de comunicación en el país.

Producto del Marketing y del retorno de una política electoral clientelar, Peña Nieto es la mejor estrategia que tiene el PRI para regresar al poder. Un hombre con pocos escrúpulos, que lo mismo utiliza su noviazgo con Angélica Rivera para proyectarse políticamente, que cuida su imagen de Niño Nice para cautivar a una parte del electorado femenino mexicano, que sigue siendo inmaduro en materia de análisis político. Enrique Peña es muy guapo, dicen, entonces votaré por él.

Política de Peña Nieto y derechos humanos

Una de las primeras muestras del manejo de Peña Nieto en materia de política es su propia trayectoria personal. El grupo Atlacomulco, que en la vox populi mexicana lo deforman como grupo "Atracomulco" (2) ha sido un símbolo del uso del poder para el enriquecimiento.

Más allá de su pertenencia a un grupo que se sospecha practica la cleptocracia, Peña Nieto mismo llegó favorecido por uno de los aspirantes a ser candidato presidencial por el PRI, el Lic. Arturo Montiel.

Montiel vio derrumbada su carrera política cuando le fueron descubiertas casas en Europa y México, automóviles de lujo difíciles de explicar con el sueldo que percibía como gobernador.

Contra Montiel se armó una comisión investigadora para procesarlo por enriquecimiento ilícito. En esas circunstancias, Montiel influyó para que Peña Nieto llegara a gobernador del Estado de México.Arturo Montiel

Peña Nieto fue el encargado de sepultar el caso Montiel e impedir que el ex-gobernador fuese llevado a proceso.

Arturo Montiel es una pieza clave en el apoyo del actual gobernador para que gane la Presidencia de la República en el 2012.

Los triunfos del PRI se suceden en toda la República, a pesar de que el PRI no ha mostrado una señal contundente de cambiar de programa político, de programa económico y de mostrar una  alternativa viable contra la corrupción mexicana.

El PRI regresa con pretensiones hegemónicas, arrasando en las elecciones sin un programa claro de fortalecimiento democrático. Ello significaría la reinstalación de la hegemonía de un partido y el desmantelamiento de las bases del sistema democrático en 1996.

Pero Peña Nieto significa además el regreso del grupo neoliberal priísta y su posicionamiento de nuevo en el poder. El grupo Atlacomulco es un grupo cercano al salinismo y a la tecnocracia nacional.

Más allá de los rumores sobre la muerte de la esposa de Peña Nieto, que no han pasado de rumores.(3) La acción tangible de la política interior del candidato priísta se muestran en la represión de San Salvador Atenco.

Peña Nieto fue el ejecutor de la venganza de Vicente Fox Quezada en contra de los campesinos de Atenco, que le impedirían al ex-presidente construir un aeropuerto en tierras comunales de la población.

La reducción y sometimiento a la población campesina fue realizada por la Agencia de Seguridad Estatal ASE del Estado de México quién además de propinar golpizas públicas en el pueblo, tardó 6 horas en un recorrido que lleva media hora, para violar a las mujeres de San Salvador Atenco que fueron arrestadas y a las estudiantes de las universidades que estaban allí para el apoyo de Atenco, incluyendo a varias mujeres de organismos extranjeros.

Los crímenes de Atenco han quedado impunes, ningún jefe policial, los mandos de la ASE y los propios policías han sido procesados. Al igual que el caso Montiel, las autoridades del Estado de México se han encargado de que ni siquiera se cuestione la actuación del gobernador.

En cambio a los dirigentes del Frente Popular por la Defensa de la Tierra, se les han aplicado juicios sumarios condenándolos a cadena perpetua, cuando esas penas ni siquiera las han alcanzado los narcotraficantes.

Ignacio Del Valle es un preso de consciencia que mantiene Enrique Peña Nieto en la cárcel.

La política interior del gobierno del Estado de México es una política represiva. Ineficiente a la hora de castigar crímenes en la éltie, pero totalmente desmesurada a la hora de reprimir a las comunidades indrígenas en su propio territorio


(1) En México el gobierno panista goza de sueldos elevados, Un funcionario gana de 20 a 50 veces más que cualquier empleado, incluso rebasan el de sus homólogos en los Estados Unidos. Con este tamaño de despilfarro, en 2009 aprobaron la elevación de impuestos al 16 % del Impuesto al Valor Agregado (IVA) y al 30 % en el Impuesto Sobre la Renta. Grabaron todas las prestaciones de los trabajadores, las cuales pagan impuestos, mientras que usan los fondos de pensiones y de los seguros médicos como caja chica del gobierno. No obstante que se apropiaron de los ingresos petroleros, los cuáles son canalizados a gasto corriente, la clase política mexicana va por más. PRI y PAN con mayoría en la cámara son los responsables de la aprobación de los impuestos.

Es escandalosa la manera como el gobierno condona impuestos a las empresas más poderosas del país a las cuáles les regresan el pago de sus impuestos reduciendo los montos de pagos a unos cuantos puntos comerciales. El gobierno federal es ineficiente en la recaudación que no rebasa el 11 % del PIB.

(2) Atraco en México es sinónimo de robo, el grupo atracomulco reza el dicho popular pues califica a una clase de políticos que se han convertido en millonarios después de haber atravesado por los cargos públicos, utilizando su poder e influencias para enriquecerse. Hank González, un miembro del grupo pasó de profesor a ser uno de los hombres más acaudalados de México tras ser gobernador y Regente (gobernador impuesto) de la Ciudad de México. González tenía una frase famosa que decía: "Ser un político pobre es ser un pobre político". Los políticos de Atlacomulco forman parte de una cleptocracia mexicana muy conocida.

(3) La prensa sensacioalista mexicana ha publicado una nota con una información no confirmada y menos investigada sobre la muerte de la esposa de Peña Nieto. La imaginación popular atribuye su muerte a un "extraño" asesinato. En realidad no se ha confirmado nada.

domingo, 16 de mayo de 2010

Programas de la Oposición.

Programa del Partido Revolucionario Institucional, centro derecha mexicana.(1)

Antecedentes

El Partido Revolucionario Institucional es el mismo partido que fue fundado por el Gral. Plutarco Elías Calles, sonorense del grupo de Álvaro Obregón que fue el grupo ganador en la Revolución mexicana.

En 1929 el gobierno revolucionario promovió la formación de un Partido que concentrara las fuerzas políticas que habían concurrido en la Revolución mexicana creando un gran bloque de poder. Este partido se llamó Partido Nacional Revolucionario y dotó de la ideología política al bloque del poder. El Nacionalismo Revolucionario es propio de un Estado populista del estilo del peronismo argentino o del aprismo peruano, el caso mexicano fue el primero en el continente.

De 1929 a 1934 el PNR se caracterizó por afinar una maquinaria electoral que dejara fuera por la vía de la competencia electoral a los opositores al gobierno, paralelamente se fortaleció un ejército profesional que se aisló de la política y otras instituciones económicas y políticas que fueron la base de la creación del régimen y el fortalecimiento del Estado. La debilidad de origen de esta primera fase fue el caudillismo militar del que dependía el régimen.

De 1934 a 1946 el Partido cambió de nombre por el de Partido de la Revolución Mexicana PRM. Conocida como la etapa cardenista, el Régimen político mexicano se consolidó bajo una política de masas, el fortalecimiento del nacionalismo revolucionario(1) y la creación del mecanismo de trasmisión pacífica del poder, conocida también como "tapadismo" (2)

De 1946 a 1982 con el nacionalismo revolucionario  el país emprendió el proceso de industrialización y consolidó el régimen de instituciones, por ello en 1946 el partido cambio el nombre al de Partido Revolucionario Institucional o PRI. Este periodo representó un periodo de crecimiento económico y de monopolio político que permitió una oposición débil representada en el Partido Acción Nacional (Derecha afiliada a la DC), el Partido Popular Socialista que respaldaba al PRI con una posición pro-soviética, el Partido Auténtico de la Revolución Mexicana o PARM que hacía lo mismo que el PPS con una posición nacionalista. La izquierda (PCM) y la derecha (Unión Nacional Sinarquista) fueron borrados del mapa político.

El nacionalismo revolucionario de corte cardenista fue desplazado y sustituido por los gobiernos civiles que adoptaron el "mexicanismo", una ideología propia de la guerra fría que se adhería a los Estados Unidos y rechazaba el socialismo. Dos de los presidentes de este periodo fueron informantes y agentes de la CIA norteamericana, Luis Echeverría Álvarez y Gustavo Díaz Ordaz. Las mutaciones políticas obligaron a la reforma política de 1978 que permitió el acceso a la izquierda y a la extrema derecha mexicana a la actividad política legal.

1982-2000. El último periodo del PRI estuvo marcado por los grandes cambios en el mundo contra el desarrollismo latinoamericano y el advenimiento de la ideología neoliberal en el continente. Entre 1986 y 1988 el PRI se fracturó con la salida del hijo del Gral. Lázaro Cárdenas del partido, Cuauhtémoc Cárdenas S. y de Porfirio Muñoz Ledo, ex representante de México en la ONU y ex secretario del Trabajo en el periodo echeverrista. La fractura separó a los "hijos de Harvard" de los nacionalistas revolucionarios que se re conformaron en el neocardenismo. Un sector muy pequeño del PRI sigue sosteniendo posiciones nacionalistas revolucionarias pero carecen de influencia en el partido. La mayoría hizo gatopardismo, cambió la ideología política del partido por el neoliberalismo, marginando a los políticos "viejos" por los estudiantes de universidades como Yale, Harvard o el MIT.

La fractura de 1988 es el antecedente más directo de la posibilidad de alternancia en México. Entre 1988 - 2000 los priístas neoliberales emprendieron la reforma neoliberal del país.

De 2000 a 2010. Desplazados del poder, el PRI ha avalado las reformas neoliberales que el PAN como la reforma a las pensiones y el sistema de salud privado y estatal. Como comparsa en ocasiones y como opositor el desgaste del PAN en la administración ha fortalecido a la izquierda en 2006 y al fraude electoral del PAN contra la izquierda, el PRI se ha venido fortaleciendo y rompiendo paulatinamente los compromisos y las alianzas con el PAN en 2012.

En 2006 presentó a la fórmula presidencial como candidato a Roberto Madrazo. Con una división interna, la expulsión de Elba Esther Gordillo dirigente magisterial la inclinó por el PAN y como operadora política con partido propio, el Partido Nueva Alianza, que a pesar de tener candidato propio, votó por Felipe Calderón para contrapesar al candidato de la izquierda.

El PRI ha venido manteniéndose al margen de la disputa electoral (Izquierda-Derecha) y se ha fortalecido en un ambiente de cansancio político y frustración democrática. Tiene la mayor cantidad de voto duro y una base territorial que le permite mantener gobernadores en la mayoría de las entidades del país. Desde las gubernaturas ha venido operando políticamente para regresar al poder en el 2012, presentándose como una opción "responsable" ante la pérdida de control de acción nacional.

Es en este ambiente que con la ayuda del monopolio antidemocrático de los medios de comunicación y con el apoyo de los gobernadores ha surgido el gobernador Enrique Peña Nieto, miembro del viejo clan político del Estado de México, conocido también como el grupo Atlacomulco.

Con el apoyo de la Iglesia católica, Peña Nieto ha venido amarrando el apoyo priísta, el de los medios de comunicación, de la Iglesia. Perfilándose como el posible candidato del PRI en el 2012, la popularidad del candidato ha subido en las encuestas de opinión.

Peña Nieto es presentado como un gobernador exitoso, no representar un riesgo para los empresarios y con una vida pública que explotan los medios de prensa social, a partir de su relación con una conocida artista de telenovela, Angélica Rivera.

En la siguiente entrega analizaremos cuál es el programa político y económico de este candidato, así sobre cuál ha sido su trayectoria política como gobernador del Estado de México.


(1) Nacionalismo Revolucionario. Ideología política que se basa en la idea de que es necesaria la consolidación del desarrollo nacional, mediante el apoyo de las masas. El desarrollo nacional se concibe en la industrialización del país y el paso de un país en vías de desarrollo en un país desarrollado. Para este desarrollo el Estado debe defender que sea el capital nativo o nacional el prioritario, para que ganancias se queden en el territorio. El Estado garantiza este desarrollo mediante mecanismo arancelarios, control de importaciones y exportaciones, nacionalización de ramas estratégicas como los energéticos, las comunicaciones y las industrias básicas. El programa político comulga excelentemente con las propuestas de Priebrich y el keynesianismo.

Paralelamente ejercita una política de masas en la que permite la organización sindical que es cooptada por el gobierno y a la que se le garantiza el derecho de huelga; la organización campesina mediante los programas de Reforma Agraria en las organizaciones que induce el régimen. Obreros y Campesinos fueron agrupados como sectores básicos del Partido. No se trata de socializar los medios sino de la fórmula de "mantener el equilibrio entre los factores de la producción", es decir respetar la propiedad privada a la vez que mediar para que no existan abusos de las empresas.

(2) Tapadismo: Del sustantivo Tapado que quiere decir una opción que no se ha descubierto y que se destapa en el momento oportuno. Es el mecanismo que sustituyó el caudillismo en México por una sucesión pacífica del poder en la que el Presidente y sus allegados designaban a su sucesor. El Presidente en turno renunciaba al poder en favor de su sucesor y éste a su vez garantizaba que el anterior sería intocable. El ejército profesional sería el garante de respetar el mecanismo asegurando la sucesión pacífica del poder.

Este mecanismo terminó con los ciclos de inestabilidad y cuartelazos en México por una especie de sucesión dinástica del político cercano al presidente. La continuidad de este mecanismo se prolongó hasta el año 2000 en el que hubo por primera vez alternancia en el poder.

sábado, 8 de mayo de 2010

Bancarrota de la derecha mexicana en el proyecto de nación.

Bancarrota de los programas políticos en México (3 y último).

Gobierno de Calderón, el país toca fondo

Para los que enchufamos el cerebro a la hora de las propuestas del entonces candidato a la presidencia Felipe de Jesús Calderón Hinojosa, desde la campaña era claro el programa del PAN en materia de gobierno. El "Presidente del empleo" antes de convertirse en el Presidente del desempleo decía con toda claridad que pensaba aumentar los empleos sobre la base de atraer las inversiones al país. No es que el PAN y su Presidente mintieran, como dicen sus adversarios, el problema es que esa estrategia en 2006 había demostrado ya su completo fracaso.
Sin apostar por un programa de inversiones públicas y privadas internas, una reforma fiscal que financiara al desarrollo cobrándole a la nobleza mexicana impuestos, un programa serio de ahorro interno, el programa amenazaba con ser más de lo mismo. La estrategia neoliberal que había sido un rotundo fracaso con Ernesto Zedillo y con Vicente Fox se repetía una vez más. Crecimientos menores al 4 %, recesiones periódicas como la de 2002 y 2009 que han ido ahondándose cada vez más. Todo se lo debemos no a las mentiras, sino a la terquedad de Calderón y de los ilusos votantes que lo apoyaron en 2006. Los mexicanos ya deberíamos empezar a cobrarles la factura, recordarles a los que votaron a Calderón que esta pendiente el reclamo por lo que le hicieron al país.
El programa económico de México se reduce a atraer inversiones extranjeras, el Presidente de México, terco y sordo persiste en decir que la mejor estrategia económica -él es abogado por cierto y mal abogado- es convertir a México en un paraíso de atracción de inversiones extranjeras.
Esa estrategia es la que tiene al país en medio del desastre. Los resultados han sido que por más que juegue con los parámetros para atraer esas inversiones, el país no lo logra y menos logra algún nivel de bienestar para los mexicanos. Las consecuencias de tal medida son contundentes.

Proteccionismo laboral = empleo precario desempleo abierto.

Ataque a las condiciones de empleo y laborales. Reducción a los salarios, desprotección laboral, uso de los fondos de ahorro, pensión y seguridad de los trabajadores para la especulación financiera. El resultado de dicha "cultura" barbárica laboral se sintetiza en un concepto: Trabajo precario. La emigración masiva a los Estados Unidos no tiene como fuente exclusiva la falta de empleo, sino las condiciones de trabajo precario en México. Existe poco empleo en México y es pésimamente pagado. A pesar de la precarización laboral los empleos en México no son tantos, las tasas de ocupación absorben aproximadamente a un tercio de la Población Económicamente Activa PEA, los dos tercios restantes se distribuyen en la migración a los Estado Unidos, el desempleo y la economía informal.
El proteccionismo antilaboral a las transnacionales no se ha traducido en la reducción del desempleo en México, por el contrario, el desempleo abierto aumenta, a pesar de que las autoridades mexicanas trucan la cifra mezclándola con la economía informal.

Las tasas de desempleo con todo y los trucos de los gobiernos panistas son incomparablemente más altas que en el periodo salinista, la situación no ha cambiado desde el sexenio zedillista.

Economía informal, base del narcotráfico mexicano

Quitando la migración de mexicanos a Estados Unidos, que se calcula en las últimas tres décadas en más de 10 millones de mexicanos. Lo que podría llegar a sumar un tercio de la PEA, los mexicanos sin empleo se distribuyen en la economía informal y en el desempleo abierto.
México tiene una de las economías informales más altas del mundo.

Más del 30 % de la generación del PIB es producida por cerca del 35 % de habitantes en edad de trabajar. Fuera de los circuitos formales de empleo. La falta de oportunidades impacta sobre todo a la población más joven del país quienes no son integrados a los circuitos formales sino a los informales de sobrevivencia. La situación de pobreza entre los jóvenes mexicanos ha aumentado con los gobiernos panistas, cuando ya era muy mala en la época del neoliberalismo priísta.

La distribución geográfica de la pobreza provoca una migración masiva al norte del país y a los Estados Unidos. Una parte importante de esa pobreza es integrada a la actividad del narcotráfico.

La propia política de atraer inversiones al país por empleos precarios, no ha resultado en empleo formal, sino en empleo informal y ese empleo informal es la base económica para el recrudecimiento del narcotráfico en el país. Las rutas del narcotráfico son las rutas de la pobreza.

La respuesta del gobierno no es empleo formal sino militarización.

Los panistas con sus políticas económicas han sido los que han reforzado la actividad de los cárteles de las drogas. La demanda norteamericana no ha sido el único factor, el contraste es la falta de oportunidades para la juventud mexicana.
Los gobernantes mexicanos insisten en que el trabajo precario es el único factor de atracción de inversiones, un Presidente terco insistió en esta última "variable" en su reciente viaje a Alemania. No es más que la repetición de lo que empezó a decir en 2006 y lo que el discurso caduco del neoliberalismo en México dice.

Desarrollo en América Latina, alternativas.

Si los mexicanos tenemos memora, la campaña de Calderón se basó en comparaciones de lo que debía ser y lo que no debía ser. El ataque de Fox se centró en señalar el programa de la izquierda. Los mexicanos hoy podemos recoger 4 años de resultados del gobierno y podemos comparar como nos ha ido en materia de desarrollo.
Se nos decía que no debíamos ser lo que Chávez era en Venezuela y se hablaba que el candidato de la izquierda podría ser Chávez abusando de cosas incomparables como que AMLO es civil y Chávez militar, AMLO ha seguido una ruta de lucha electoral civil y Chávez experimentó un golpe de Estado y una insurrección. Que el programa de AMLO es nacionalista y democrático y el de Chávez preconiza la idea del socialismo bolivariano. Más allá del "miedo" que nos quisieron meter a Venezuela le ha ido mejor que a México en varias cosas.
La economía Venezolana es en este momento la 4a de la región, pero crece, mientras que la economía mexicana decrece, la economía de Venezuela parece ser más dinámica con Chávez que la mexicana con los gobiernos panistas.
A pesar de que Venezuela tiene índices altos de pobreza, su pobreza decrece al amparo de los programas gubernamentales, mientras que en México la pobreza mexicana crece.
El Narcotráfico venezolano existe, pero parece amenazar mucho menos al gobierno de Venezuela, es un punto de partida y no un punto de llegada con cárteles como han crecido los mexicanos.
Venezuela no ha militarizado su país para combatir el narcotráfico.

La próxima vez que nos amenacen con el fantasma de Chávez...

Así que la próxima vez que nos amenace que votar por la izquierda es votar por el gobierno de Chávez, debemos pensárnosla muy bien, porque al parecer no hay nada peor que el gobierno de Felipe Calderón.
Comenzamos a entender porqué los venezolanos dieron un golpe contra los similares de Calderón en México, estaba de por medio su país.

domingo, 2 de mayo de 2010

Bancarrota del Programa de la derecha mexicana en el proyecto de Nación.

Bancarrota de los programas políticos en México (2)

La transición democrática en el año 2000

Cuando en 1982 José López Portillo y Pacheco nacionalizó la banca mexicana, se había formado entre líderes empresariales y banqueros una oposición efectiva contra el régimen político de partido hegemónico en México.
Autores como Gabriel Said, Enrique Cárdenas se habían lanzado en la crítica del control presidencialista del PRI señalando que este presidencialismo había sido en buena medida parte del desastre mexicano. Cárdenas había sido enfático en señalar que sin recursos internos generados por un ahorro nacional y sin inversión extranjera que se rehusaba a invertir en el país por el proteccionismo económico del régimen, la salida falsa de los gobiernos de Luis Echeverría Álvarez y José López Portillo había sido acudir al gasto público y al endeudamiento externo como fuentes de financiamiento. A este esquema económico se le llamó "populismo" económico. La derecha enarboló a partir de los artículos de Gabriel Said en la revista Vuelta, de Octavio Paz, titulados "La economía presidencial" el resto de la crítica señalando que toda la desgracia era la concentración del poder en manos del Presidente.
Estas dos características conformaron la crítica de la derecha mexicana y básicamente de la Democracia Cristiana (Acción Nacional) al gobierno priísta. Pero en 1988 surgieron acomodamientos políticos en los que el PAN tuvo el ingreso masivo de militantes que distinguen a los tres grupos: Tradicionales, Progresistas y Fundamentalistas.*
Así como en el PRI se separaron los grupos del nacionalismo revolucionario del los jóvenes neoliberales, en el PAN los tradicionalistas abandonaron el nacionalismo del primer periodo para adoptar la ideología del Partido Republicano de los Estados Unidos. Incluso más a la derecha del PRI, puesto que la ideología de los jóvenes neoliberales encabezados por Carlos Salinas De Gortari se acogía a una especie de "Tercera Vía" en la que las reformas privatizadoras se reforzaban con programas de asistencia social.
Los panistas eran más radicales pues criticaban toda aplicación a gasto social, acusándolo de populismo justificándolo ideológicamente en la metáfora china del pescador. "No le des al hombre pescado, enseñalo a pescar" cuando en realidad ellos trajeron a las grandes empresas transnacionales del pescado a expropiarle, el lago, los peces y la vida.
A pesar de que el PAN criticaba el monopolio del poder, entre 1988 y 1994 colaboraron activamente con el PRI, para que permaneciera en el poder. Su plan se conoció como las concertacesiones que admitía dádivas a cambio de apoyar en el Congreso las Reformas que el PRI requería y avalando con su silencio la represión en contra del PRD.
Los desastres de 1995 en materia económica y la reforma electoral cambiaron el panorama al grado de que el PAN podría aspirar a ocupar el poder. Sin que el programa económico fuese muy diferente, pues tanto PRI como PAN persisten en sostener a la INVERSIÓN EXTRANJERA como LA ÚNICA fuente de financiamiento, la diferencia entre el PRI y el PAN era la crítica del PAN al sistema presidencialista y a la falta de democracia del país. Algunos de los miembros panistas del bloque progresista, fueron activos promotores de la ciudadanización de los órganos electorales y del libre juego democrático en las elecciones.
La crítica de la decadencia del PRI tras 70 años en el poder tomó fuerza cuando la izquierda comenzó a ocupar gobiernos en los estados y en el DF. Democratizar implicaba un frente nacional democrático en el que el PAN y la izquierda desalojaran al PRI del poder y permitieran por primera vez en el país la alternancia en el poder.
El triunfo de Vicente Fox en el año 2000, no fue el triunfo de su programa económico neoliberal, sino una especie de Referéndum Nacional en el que se decidió si el PRI continuaba o no en el poder. 2000 marcó la vocación de la ciudadanía por el cambio democrático y pacífico. Hubiese sido a favor del candidato Cuauhtémoc Cárdenas o del candidato del PAN Vicente Fox. Había un acuerdo tácito, una idea que se generalizó sobre votar por el candidato que estuviese en las mejores condiciones para derrotar al PRI.

Continuidad en el Programa económico neoliberal

Fox no poseía un programa económico alternativo al PRI, las bases teóricas de su accionar económico eran las mismas de Carlos Salinas. Apoyarse en generar condiciones de inversión extranjera, desmantelar las políticas de bienestar del Estado para reducirle los costos a los empresarios, desmontar los derechos laborales, utilizar a los sindicatos corporativos. En resumen continuar con las estrategias de Salinas y Ernesto Zedillo, los dos últimos presidentes priístas.
El resultado de la falta de de programa económico, el uso precario de programas sociales, con la novedad de la corrupción panista dirigida a favorecer a los propios, pero sobre todo a las redes de familias de nuevos ricos (Escándalo de los hijos de la esposa del presidente, de los cobros por cabildeo, etc.), fue un estancamiento económico que incluso tuvo una recesión en 2002 al caer el PIB en 2.2 %
AñoPIB (M Mill. Dlls.)Var % anualVar % Base 99
1999
865.5
-
-
2000
915.0
5.7
5.7
2001
920.0
0.5
6.3
2002
900.0
-2.2
4.0
2003
941.2
4.6
8.7
2004
1,060.0
6.9
16.2
2005
1,064.0
5.8
22.9
Fuente: Factobook de la CIA
Fox había prometido crecer al 7 % anual respaldado en su visión empresarial y en su experiencia en la transnacional Coca Cola, dónde trabajó. Sus resultados fueron demasiados magros en comparación al crecimiento de países latinoamericanos y su meta fue a la mitad con un decrecimiento de por medio.

Traición a la transición democrática 2000-2006

Vicente Fox tenía una presión fuerte en tanto se esperaba de él una estatura histórica que jamás tuvo. De Vicente Fox se esperaba la consolidación del poder democrático, la reforma del Estado y el fortalecimiento de la alternancia en el poder.
El primer reto consistía en garantizar la equidad en los medios de comunicación y para ello debió haber aumentado las concesiones en materia de radio y televisión a nuevos sectores sociales. Fox se acobardó y cuando tocaba trastocar los intereses de la Familia Azcarraga y la familia Salinas Pliego, miembros de los dos monopolios televisivos más grandes (Televisa y TV Azteca) prefirió dejar las cosas como estaban.
La demanda histórica por la que había llegado al poder era la de desmontar un régimen presidencialista que concentraba el poder. Eso significaba para muchos el cambio del régimen priísta. Se armó una comisión de Reforma del Estado. Se trataba de separar el poder de jefe de Estado y de un jefe de gobierno, pluralizando el poder ejecutivo; construir una autonomía algunos poderes como el poder judicial; dotar de poder de fiscalización al Órgano supremo de fiscalización de la federación, de otorgar la revocación del mandato y crear mecanismos de democracia participativa como el Referéndum, la Consulta y el Plebiscito. Fox mandó el proyecto a la congeladora y en cambio comenzó una campaña de medios contra el Congreso.
También se exigió la formación de una comisión de la verdad que castigara el genocido a estudiantes y campesinos en los años 60-70, Fox se negó a ella y en cambio metió una Fiscalía especial cuyos resultados dejaron en la impunidad a los responsables de la matanza de Tlatelolco en 1968, del jueves de corpus en 1971 y de las desapariciones forzadas y asesinatos entre 1971 y 1982.
No sólo no disminuyó el poder presidencial, sino que comenzó a fortalecer en medios políticos y económicos la imagen de su esposa, Martha Sahagún de Fox, ligada por muchos indicios periodísticos a la actividad de la extrema derecha mexicana. Sólo la presión política y el rechazo social le hicieron desistir de sus propósitos.
Ruptura calderonista, fracaso de la transición democrática mexicana.
La izquierda mexicana encabezada por Andrés Manuel López Obrador creció como respuesta al incumplimiento de las demandas democráticas de la sociedad. El mayor partido de izquierda nacional, el Partido de la Revolución Democrática, encabezaba las encuestas electorales al final del sexenio foxista. Con un programa económico alternativo basado en virar la política económica neoliberal, López Obrador formaba parte de la corriente latinoamericana que trajo a Lula, a Evo Morales, a Kirchner, al gobierno socialista en Chile.
Apoyado en los medios de comunicación monopólicos en México, desde la Presidencia, lo que en México es Ilegal, Fox hizo proselitismo político abierto en contra del candidato de Izquierda.
Más allá de estas ilegalidades, la actitud del PAN completó la bancarrota de su programa económico con la traición al programa político de democratizar al país y permitir el libre juego de las fuerzas electorales. Por todos los medios, alianzas con operadores de fraude electoral (Elba Esther Gordillo), cooperación de gobernadores priístas y una campaña de odio y discriminación contra la izquierda, Fox en quién se habían depositado las esperanzas de cambio traicionó este cambio pretendiendo fortalecer el presidencialismo y garantizando a su tapado como si fuese un priísta más.
La ruptura en que terminó la transición democrática es el proceso actual de descomposición política, militarización y narcotráfico que tenemos con el régimen calderonista. Calderón y los panistas terminaron tomando el poder por la fuerza, los golpes, traicionado su programa democrático en la peor bancarrota de su historia. Sin la alianza con el PRI jamás lo hubiesen logrado.

* Los tradicionales son las viejas familias que venían apoyando la conformación del PAN desde 1939. Apellidos como Gómez Mont, Hinojosa, Calderón, González Luna, Gómez Morín, son de familias que incluso en muchos casos se casaron entre sí.Los progresistas surgen después de 1983 cuando empresarios del norte se desplazan hacia la militancia en el PAN; ellos son los nuevos militantes, pragmáticos, imbuidos de un espíritu de protección a los empresarios, pero con demandas democráticas. Gentes como Clouthier o Santiago Creel. La última oleada la constituyeron los fundamentalistas, provenientes de la organización de extrema derecha llamada Organización Nacional el Yunque. Gentes como Manuel Espino y otros que militan con presencia en ese partido.