Nos visitan del mundo

sábado, 5 de mayo de 2012

La competencia por la Presidencia en México 2012

Empatados en tercios.

El problema de las encuestas.

Esta semana comenzó a documentarse la compra de encuestas por parte de los priístas y la colaboración de las dos televisoras más importantes que quisieron inducirnos a pensar que Enrique Peña Nieto EPN del Partido Revolucionario Institucional PRI lleva una ventaja que lo hace "inalcanzable" Se afirmaban 20 puntos encima de su más cercano contendiente, que los medios colocaban y que en este caso querían que fuese Josefina Vázquez Mota JVM del Partido Acción Nacional PAN (Democracia Cristiana) que hoy esta instalado en el gobierno. Se trataba a toda costa de convencernos que Andrés Manuel López Obrador AMLO se había hundido en las encuestas y que no remontaría con la suficiente velocidad como para alcanzar a los "punteros". De ese tamaño es el miedo que las televisoras, panistas y priístas le tienen a la izquierda mexicana.

Es ilógico, la elección del Estado de México celebrada hace un año, es tomada en México como el ensayo general de la elección nacional. Es un indicador, no es un hecho predestinado, a veces a pesar de que el PRI siempre ha ganado el estado con más habitantes del país, la elección nacional no ha resultado idéntica. Peña Nieto fue el gobernador del Estado de México, por lo que lo lógico si nos atenemos a las encuestas del año pasado, es que si encabezara la encuesta nacional.

Sin embargo, lo que no checaba es que la izquierda fuese rezagada en un tercer lugar cuando en el Estado de México, Alejandro Encinas, candidato de la izquierda obtuvo el segundo lugar. Las televisoras y sus encuestadoras estaban haciendo de las suyas. Lo que proyectaban no era la realidad, sino su deseo de cómo querían que quedaran las cosas. El PAN ha aspirado a fortalecer un sistema bipartista extilo norteamericano en el que ellos jugarían el rol de los Republicanos. Pero era ilógico. Para quiénes seguimos las encuestas, en noviembre de 2011, JVM del PAN tenía alrededor del 10 %, cuando AMLO se le despegaba al 15 %. ¿En qué momento JVM remontó los puntos según los encuestadores para llegar al 25 por ciento? Una cifra inexplicable y mágica que ni siquiera pudo ser explicada coherentemente diciendo que el PAN había hecho precampaña, mientras que los candidatos del PRI y la izquierda no. Triunfalistamente Carlos Marín, Ciro Gómez Leyva, José Ramón Beteta y el periodista de Televisa Joaquín López Doriga ya descartaban al candidato de la izquierda. Aún recientemente Gómez Leyva insiste en que la izquierda perderá la elección, lo que le ganó la respuesta de que era un propagandista de Peña Nieto.

Más de un analista comenzó a sospechar que algo no andaba bien. Josefina Vázquez Mota del PAN no llena los mítines políticos como para suponer que el veintitantos por ciento de los electores se inclinan por ella. Antes de fenecer y que el descubrimiento de cifras más realistas los encueraran, prefirieron empatarlos. Hoy se dice que están en tercios, pero insisten en poner a AMLO, al que no le daban más de 12 % en tercer lugar y persistir en la imagen de que Josefina esta dando la pelea.

Los mítines políticos como indicador de adhesión.

El lleno de las plazas en Chiapas, Oaxaca, Tabasco, Hidalgo, Michoacán y sobre todo en la plaza más grande de México, la Macroplaza de Monterrey Nuevo León, es para que los medios electrónicos monopólicos se preocupen mucho más.

AMLO en la Macroplaza de Monterrey
Es un hit doble porque la adhesión fue masiva y porque los mexicanos sabemos que Nuevo Léon y en particular Monterrey eran ciudades que rechazaban históricamente a la izquierda y que en 2006 rechazaron a AMLO. Las cosas están cambiando, MORENA, el movimiento de AMLO crece se fortalece, mientras que los panistas no dan una.

Caricatura de JVM y su estadio vacío.
En el propio arranque de Campaña, Vázquez Mota eligió un Estadio de futbol. A diferencia de AMLO que llena los espacios y locaciones Vázquez Mota lució con un Estadio vacío en el que para colmo la gente comenzó a irse porque ella llegó tarde.

A partir de este momento, la candidata de la derecha evita los espacios abierto y prefiere los auditorios cerrados, las fotos de close up y rechaza los planos fotográficos generales.


En sus fotos, el cuadrante siempre se enfoca hacia dónde existe más gente y se puede presumir que la asistencia es tupida. No son estados abiertos, plazas, avenidas. Por lo regular son carpas, auditorios y lugares cerrados.

¿Cómo puede tener JVM tanta gente, según los encuestadores 1/3 de los votantes del país, el 33 % si no logra reunir por lo menos unas decenas de  miles.


Lugares cerrados, tomas cerradas.
La coartada de las televisoras no funciona y movimientos políticos dentro del PAN ya hacen temer a los panistas lo peor. Los ex jefes de la campaña se regresan al Senado o se enganchan en otros proyectos. Se habla de un pacto enre Peña Nieto y el PAN para evitar que la derrota estrepitoza del blanquiazul, termine con una vendetta de los priístas que se han visto atacados por toda clase de guerr sucia. Aún hace algunos días, Los spots que decían Peña es un mentiroso y no cumple, se difundían por las televisoras.

Es en este escenario que el primer debate público de los candidatos se acerca. El 6 de mayo a las 20 h se presentarán los cuatro Enrique Peña, Josefina Vázquez, Andres Manuel López y Quadri. Enrique Peña Nieto, a diferencia de Vázquez Mota, cuenta con una mayor base territorial. Digamos que la movilización a las plazas del priísta no lo dejará en ridículo. Por el contrario, el PRI se enfila en este indicador a ser el competidor más fuerte que tendrá la izquierda, o por las posiciones, la izquierda será el competidor más fuerte del PRI. El hecho es que a dos meses del proceso electoral AMLO ya alcanzó a Peña Nieto. Pues en las oficiales esta 3 puntos arriba, lo que lo coloca en lo que matemáticamente sabemos es el margen de error.

Un debate esperado.

El debate es esperado porque existen dos antecedentes previos. Peña Nieto mostró su poca agilidad durante la Feria Internacional del Libro en Guadalajara, cuando en ambientes no controlados y sin ayuda tiene que responder espontáneamente preguntas.
Peña Nieto cuenta con mayor gente.
Fue el hazmereir de las redes sociales y los medios durante semanas, a grado de que el escritor Carlos Fuentes vaticinó que en un debate público, la agilidad mental de López Obrador lo haría pedazos. Lo mismo sucede con una Josefina Vázquez Mota que se negó a discutir en los medios con los candidatos panistas Santiago Creel y Ernesto Cordero en las preliminares. El debate del PAN fue un incipido ejercicio dónde evitaron la controversia en un afán de protegerla.

Estas semanas, se ha especulado mucho. La televisión ha tomado todas sus previsiones para que el desastre no pueda influir. TV Azteca, uno de los monopolios televisivos, de plano prefirío la trasmisión de un partido de futbol que ni siquiera es importante en el campeonato. Salinas Pliego, el santón dueño de ese medio se negó. La otra cadena Televisa, lo trasmitirá, pero ya existen protestas por el formato. Como en un tongo, el formato de 3 minutos para respuestas, impide que Obrador tenga mucho tiempo para colocarle un punch que lo deje en Knock out.

La semana entrante haremos un análisis del debate en vista de lo que pasó y de lo que pasó en la semana. Sabemos que los medios tratarán de influir en la percepción de quién ganó el debate.

Gabriel Quadri, entrará en el debate, viene con una posición ventajosa porque no tiene nada que perder. Las encuestas le dan alreddor de 1.5 % de los votos y de no remontar, su partido, el Partido Nueva Alianza perderá el registro. No es propiamente un candidato independiente sino es parte de la estructura del Sindicato Nacional de Trabajadores de la Educación que controla Elba Esther Gordillo.

La "líder" protegida por Acción Nacional y que negoció la operación del fraude electoral de 2006, se ha sostenido a pesar de su expulsión del PRI, porque mantiene controlada por la fuerza la estructura organizativa del sindicato de educación. Quadri se puede preveer como un provocador que puede hacerle el trabajo sucio a la derecha, por lo que puede ser un flanco peligroso para la izquierda. Al parecer no se duda que Peña Nieto y Vázquez Mota serán rival para el candidato de la izquierda. Pero debemos considerar que entre los tres, pueden golpear a Andrés Manuel, dado el formato del debate.